Qué cenar un martes: hamburguesas de judías verdes y quinoa

Estoy empezando a creer que tengo un problema con el tema de las cenas. Me es bastante fácil improvisar cada día, pero la verdad es que cuando me tengo que enfrentar al frigorífico me lo puedo quedar, mínimo, 10 minutos mirando pensando en qué me apetece y si tengo los ingredientes que necesito. Así que al final he decidido ir dejándome por aquí las recetas. Cómo ya hiciera en su momento “qué cenar un…” Y si algún día no se me ocurre nada o no me apetece pensar mucho, recordarme que tengo estas ideas aquí ya. Bueno y así también cuando me preguntéis por Instagram, solo tengo que pasaros este enlace y todos ¡happy! Al lío…

Ingredientes:

  • 250 g de quinoa cocida
  • 200 g de judías verdes (yo usé un bote donde estaban ya cocidas)
  • 1 cucharada sopera de semillas de lino
  • 1 cucharada sopera de semillas de sésamo
  • 2 cucharadas de Tapioca
  • ½ cebolla
  • 1 ajo
  • AOVE
  • Sal
  • Comino
  • Pimienta

La verdad es que las hamburguesas siempre son muy fáciles de hacer, pero personalmente siempre me lío con el tema de las medidas de la harina para que compacten y eso. 

  • Bueno, es tan sencillo como ponerlo todo en un procesador de alimentos o batidora. Echas todos los ingredientes, menos la tapioca.
  • Bátelo hasta tener una masa más o menos homogénea.
  • Después echa la masa en un bol y  agrega las cucharadas de tapioca
  • Deja que la masa se asiente una media hora en el frigorífico y ¡ya está!
  • Haz unas bolitas del tamaño de tu mano, las aplanas un poquito en la sartén vuelta y vuelta y ¡a comer!

En mi caso, como tenía bastante hambre, le añadí un revuelto de setas con salsa de quesitos y leche de avena. Estaba bastante rica la combinación, tengo que decir.

Por si quieres seguir leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *