El look perfecto para ir de picnic

Pensando en el fin de semana y en las ganas que tengo de que empiece ya. Me he dado cuenta de que el verano, prácticamente se ha acabado. Ya no habrá largas tardes en una terraza donde se te hace de noche sin apenas darte cuenta o escapadas de última hora donde no importa si se te olvida coger una chaquetita porque ¡estás en verano! Pero ¿cómo aprovechar estos últimos resquicios de sol que nos deja septiembre? La verdad es que este año está siendo bastante caluroso y yo, como amante de las altas temperaturas, estoy encantada. Dándole vueltas a las posibilidades que ofrece la capital (y con la ayuda de este post de Tapas Magazine), he llegado a la conclusión de que un buen picnic es siempre una idea divertida.

 Y me ha surgido la duda estilística. ¿Qué me pondría yo para una cita donde la mesa y las sillas son un terreno inestable lleno de bichitos?La imagen que me viene a la cabeza cuando pienso en picnic es la escena del típico mantelito de cuadros vichy, con una chica guapísima con coleta y voluminosa falda midi a la cintura. ¿A vosotros también os pasa? A veces está bien seguir lo establecido, porque nos sentimos cómodos. Pero otras innovar y diferenciarse consigue que nos sintamos especiales en ese momento y ¿qué mejor sensación que esa para una cita donde lo que queremos es impresionar?
Para esta escena preotoñal, he optado por estas dos opciones. Una, donde lo establecido y lo lógico es el eje central del outfit y la otra, donde la originalidad y los complementos son clave.
El por qué de una falda plisada y metalizada es sencillo. Básicamente porque esta temporada es lo que va a inundar todas las tiendas y, al final, no podremos resistirnos a una de las tendencias top que va a triunfar. Para que la combinación sea perfecta una camiseta de tirantes sencilla y unas menorquinas originales como esta, son las opciones más fáciles de conseguir y sus posibilidades con otras prendas y estilos nos renta. El bolso cuanto más grande mejor. Imagínate que  necesitas… ¡lo que sea! Si algo tengo claro, es que nunca se lo que necesito, hasta que lo necesito. Así que cuantos más “por si acaso” metamos en nuestro XXL shopper bag mejor.

 

Ahora, si preferimos ese estilismo original, donde los accesorios son la base de todo. Este es tu look. El mono en caqui, color que va a arrasar este otoño, es uno de esos tonos que se adaptan a cualquier ocasión. Sus peculiaridades lo convierten en uno de las opciones más recurridas. En este caso, su comodidad y simpleza es ideal para acompañar el maravilloso bolso con el gatito y la hamburguesa. ¿Puede haber una opción mejor que una hamburguesa para un picnic? Bueno, se trata de un manjar que nunca falla, pero en este caso aumentan sus virtudes… La cazadora desgastada, junto con las esparteñas y el sombrero son pequeños toques de estilo que aportarán funcionalidad y clase. Creo que no hace falta explicarlo, pero aun así, el calzado plano siempre es cómodo, el sombrero, para que no nos moleste el sol en el momento menos oportuno y la chaqueta para poder aguantar lo que haga falta cuando empiecen a bajar las temperaturas.
¿Qué más se puede pedir? ¿Y tú? ¿Cuáles tu cita ideal de picnic?

Por si quieres seguir leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *